• Más de 220 000 pedidos al año
  • Atención al cliente en 4 idiomas

Una mesa de costura organizada

En una mesa de costuras recogida se trabaja mejor
Autor: anónimo
En línea desde: 27.05.2008, n.º de visitas: 268190
Índice

Fijación en máquinas de coser modernas

Todas las máquinas de coser nuevas tienen una carcasa de plástico a la que no es posible adherir imanes. Si, a pesar de ello, quiere fijar las agujas directamente a la máquina, hay que echar mano de un truquillo.
Basta con pegar un trozo de cinta metálica en un lugar no muy llamativo de la parte superior de la máquina de coser y fijar varios cubitos magnéticos. Las agujas se adherirán ahora a la máquina y podrá disponer de ellas en todo momento sin que se caigan al suelo.

Opción sin cinta metálica

Algunos elementos de las máquinas de coser modernas (como el disco pretensor del devanador de la imagen) son magnéticos. Esto puede resultar muy útil para fijar directamente los alfileres a la máquina con cubos magnéticos. No obstante, el espacio disponible es muy limitado.

Plato magnético para agujas

También puede guardar y tener a mano los alfileres y las agujas de coser al lado de la máquina. Para ello, esta es nuestra propuesta magnética: pegue un disco magnético adhesivo en un platillo y apriételo bien. ¡Ya tiene su plato magnético para alfileres!
Evidentemente, también puede adquirir una fuente magnética.

Recoger imperdibles

La esfera magnética es ideal para tener siempre ordenados los imperdibles, ya que estos se adhieren al imán en forma de abanico.

Fijación en máquinas de coser antiguas

Las máquinas de coser más antiguas (en la foto, una máquina Pfaff) son magnéticas, lo que resulta extremadamente útil. Utilizando pequeños imanes, puede adherir directamente a la máquina tanto las pequeñas piezas metálicas -que a veces es necesario desatornillar- como las agujas. Así las tendrá siempre a la vista y no las perderá por los cajones.

Fijación a la mesa de costura

La máquina también incluye una mesa de costura original de madera de la marca Pfaff.
Los imanes de neodimio son extremadamente útiles para tener bien organizada la zona de trabajo sin necesidad de perforar la madera. Con estos imanes, las reglas, pinzas y destornilladores se pueden colgar del ángulo de hierro debajo de la mesa.

Un alfiletero muy particular

Aporte de nuestro cliente Christian Horn, Engelskirchen (Alemania):
Con el alfiletero que ella misma había hecho al ganchillo, la madre de mi novia tenía el problema de que los alfileres siempre acababan desapareciendo dentro del cojín. Como sustituto para este alfiletero tan peligroso, le he hecho un erizo de madera para sus alfileres. Sus ventajas: los alfileres parecen estar desordenados unos encima de otros, pero, como no hay nada más en medio, todos se ven perfectamente y se pueden coger uno a uno sin que se caigan todos.
El alfiletero consta del cuerpo de un erizo de 9 mm de madera de abedul contrachapada. Con mi Dremel, he fresado tres agujeros de 7,5-8 mm de diámetro y de unos 4,5-5 mm de profundidad sobre el lomo del erizo y, después, he embutido tres discos magnéticos S-08-05-N en los agujeros. Para esta aplicación, los imanes se mantienen sin necesidad de usar pegamento.
Para finalizar, he decorado el erizo con la ayuda de un soldador. Para ello, es importante que los imanes no se calienten a más de 80° C, de lo contrario pierden su magnetización.

Todo el contenido de este sitio está protegido por derechos de autor.
Si no se cuenta con una autorización expresa, el contenido no se puede copiar ni emplear de ninguna otra manera.